Buscar
  • alexandersaray

El Internet de las cosas o IoT va más allá de lo que piensas.

El Internet de las cosas o IoT va más allá de lo que piensas.

El internet de las cosas o IoT ya no es un término nuevo, dejó de ser una de las grandes promesas del futuro y se convirtió rápidamente en nuestro diario vivir, hemos sobrepasado nuestra necesidad de tener objetos inteligentes y la hemos elevado para interactuar con el entorno.

Por ello en estos 5 puntos te contaré cómo estamos inmersos en un mundo próximo a ser dominado por el Internet de las cosas:

Tal vez en nuestra mente hemos reducido la utilidad del Internet de las cosas a la interacción entre humanos y electrodomésticos, si bien comenzamos a interactuar con nuestro móvil en los Smart tv, ahora el rango de interacción es enorme gracias a los ayudantes virtuales, pues ya no necesitamos de un Smartphone en nuestras manos para usar una interfaz y comunicarnos con los demás dispositivos inteligentes de nuestro hogar. Por ejemplo Bixbi, el asistente de gestión creado por Samsung, nos permite controlar los dispositivos inteligentes de nuestro hogar sin importar la marca, logrando interconectarlos para manejarlos desde la pantalla de nuestro televisor; además todo apunta a que muy pronto usar comandos de voz para comunicarnos con elementos de nuestro hogar será algo muy común, tan común como que tu nevera te aconseje recetas con lo que tengas disponible dentro de ella en el momento.


También tenemos Internet de las cosas en los automóviles, Toyota comunicó en el CES 2018 (Consumer Electronic Show) que va a incorporar asistentes virtuales en sus vehículos, de igual forma Ford y Hyundai apuestan por Alexa de Amazon, uno de los asistentes virtuales más populares en EEUU y Europa. Sé que es normal hablar de coches autónomos, por ello las marcas piensan en ir más allá de la venta de un auto que solo cumpla con la función de transportarnos de un lugar a otro y estudian un mayor uso comercial apoyándose en las posibilidades que ofrecen las Smart Cities, creando coches que interactúen en con los negocios cercanos a tu hogar para realicen entregas inteligentes de todo tipo, desde la pizza de pepperoni que acompaña una tarde de amigos, hasta llevarte a casa la ropa que compraste por internet.


Las Smart Cities también se nutren del Internet de las cosas, en poco tiempo será algo muy normal el uso de dispositivos que apoyen el funcionamiento cotidiano de las ciudades actuales, ya nos encontramos cerca de tener ciudades inteligentes gracias al uso de los grandes volúmenes de información recopilados por apps y dispositivos de medición conectados a la red, estos datos son utilizados para mejorar la calidad de vida de los habitantes, la solución de problemas como la recolección de basuras, la congestión vehicular o la seguridad, son algunos de los aspectos que ya se encuentran en la mira de los gobiernos locales para la implementación y aprovechamiento del Internet de las cosas.


Algo que es muy importante de resaltar es la función del Internet de las cosas en la industria, muchas empresas ya están en camino a la integración de sus sistemas de producción y la adopción de sistemas inteligentes para la gestión de sus procesos, grandes visionarios en el tema industrial vaticinan que las empresas que no usen sistemas nutridos de datos suministrados por el Internet de las cosas, van a naufragar en el mar de los negocios quedándose rezagados, abrumados y sin un futuro cierto en esta cuarta revolución industrial. La aplicación de sistemas que brindan información sobre distribución, producción y venta de productos así como la gestión agraria, son algo cotidiano en las grandes compañías multinacionales.


Los gobiernos también se ven beneficiados con el IoT, no solo con la recolección de datos de sus habitantes, datos que ayudan a mejorar la gestión y la fiscalización de procesos internos para la toma de decisiones; también gracias al Internet de las cosas cuentan con dispositivos que miden el caudal de los ríos, analizan factores climáticos como la humedad, la temperatura, concentración de partículas contaminantes en la atmósfera, etc. Y gracias a esto pueden implementar sistemas de alerta de sismos, prevenir inundaciones, deslizamientos de tierra y demás, para facilitar la prevención de desastres, en algunos casos se equipan drones con dispositivos conectados para que transmitan datos en tiempo real, anticipando la presencia de riesgo o amenazas naturales.


Internet de las cosas ya es una realidad que nos amplía la visión de un mundo tecnológicamente pensado, conceptos como el Big Data (link a blog big santa), la inteligencia artificial, el Blockchain (link a blog blockchain) y el IoT, siguen moldeando nuestro presente y dejándonos ver que el futuro es ahora.

Y tú ¿Qué crees que vendrá después del IoT? ¿Te gusta como el IoT está cambiando nuestra forma de vivir? Cuéntame lo que piensas y si quieres proponer algún tema que llame tu interés, no dudes en escribirlo.



28 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo